Radiadores de Aceite

Filtros activos

Los radiadores de aceite se han convertido en dispositivos imprescindibles, sobre todo durante esos días de frío intenso. Garantizan ambientes perfectamente climatizados gracias a su altísimo rendimiento. Pero es también su bajo nivel de consumo de energía lo que le ha dado reputación positiva en un mercado cada vez más difícil y competitivo.

 

Tomando en cuenta la importancia que cada usuario ha dado a estos equipos para mantener espacios cálidos y confortables, Klima Electric ha realizado una guía informativa referente a los radiadores de aceite. Encuentra aquí todo lo que tienes que saber sobre estos dispositivos portátiles y con diseños elegantes que se han vuelto los mejores aliados de la casa u oficina.

 

¿Cómo funciona un radiador eléctrico?

Un calefactor de aceite trabaja combinando sistemas de convección y radiación. Así garantizarán ambientes cálidos y agradables, siendo un refugio ideal de las bajas temperaturas que azotan las calles.

 

Antes que nada debes conectar el calentador de aceite a la red eléctrica y oprimir el botón de encendido para activar el mecanismo. La resistencia eléctrica dentro del aparato se irá calentando poco a poco.

 

A medida que vaya calentando, irá transmitiendo energía al aceite por medio del sistema de radiación. Luego irá hasta la superficie metálica del aparato.

 

La superficie de la estufa de aceite irá calentando de a poco el aire. Utilizando el sistema de convección, todo a tu alrededor irá subiendo de temperatura hasta alcanzar el nivel de climatización que necesitas para escapar del frío.

 

¿Cuáles son las principales ventajas de un radiador?

Un calefactor a base de aceite es un dispositivo portátil ideal para un ambiente cálido y confortable en casa o la oficina. Sí, posee grandes beneficios, los cuales describiremos a continuación:

 

1. Mantiene el calor dentro de casa

Una vez que hayas desconectado la máquina, el aire se mantendrá caliente en espacios interiores por 45 minutos. Esto se debe a que el aceite dentro del radiador aún conserva una alta temperatura.

 

2. Son dispositivos portátiles

Son muy livianos y de escaso tamaño, por lo que son bastante sencillos de mover de lugar. También debe su portabilidad a las ruedas colocadas en la parte inferior, cuyo objetivo es facilitar el traslado.

 

3. Bajo nivel de ruido

Este aparato no hace ningún tipo de ruido. De hecho, es tan silencioso que no perturbará tu tranquilidad durante el día y no interrumpirá tu sueño durante las noches.

 

4. Termostato

La gran mayoría de los radiadores de aceite incluye un termostato. Este aparato permite regular la temperatura, a la vez que ahorra muchísima energía eléctrica. Es esencial porque también ayuda a programar el aparato. Controla la hora en la que empieza a funcionar y la hora en la que se apaga.

 

5. Equipo que no emite residuos

El aceite está ubicado en las bobinas interiores, por lo que no emite ningún tipo de residuo. Además, no se daña y funciona por mucho más tiempo.

 

6. Son modelos económicos

Los radiadores de aceite son modelos bastante económicos. De hecho, son mucho más baratos que otros calefactores disponibles en el mercado, por lo tanto son una de las alternativas mejor valoradas en día de hoy. El precio de este producto es una característica decisiva a la hora de comprar.

 

7. Fácil de limpiar

Son dispositivos de fácil mantenimiento. Y es que un radiador de aceite solo necesita de un trapo húmedo para ser limpiado cuando esté apagado y frío. No perderás tiempo ni esfuerzo llevando a cabo este procedimiento. Es tan fácil que puedes hacerlo tú mismo sin ayuda de un profesional.

 

¿Cómo puedo elegir el mejor radiador de aceite?

Nunca es sencillo poder elegir, sobre todo cuando existe una amplia gama de modelos en el mercado. Pero en este artículo te diremos cómo hacerlo en base a sus cualidades y características. Aquí algunos consejos para escoger el mejor radiador de aceite:

 

1. Buen tamaño

Seguramente querrás tener en casa o en la oficina un dispositivo que no ocupe mucho espacio y que sea liviano. Así no desentonará con otros elementos de la decoración y  será mucho más fácil de trasladar entre las diferentes habitaciones.

 

2. Nivel de potencia

Antes de escoger toma en cuenta el nivel de potencia. Elige un equipo que trabaje ofreciendo un óptimo consumo de energía, pero que a su vez climatice cada uno de las habitaciones de casa para generar espacios confortables.

 

3. Seguridad

Este aparato debe tener todas las cualidades para que sea lo más seguro posible.

 

4. Rango de precios

Evalúa cuánto dinero dispones para comprar un radiador de aceite. El rango de precio varía según sus características, modelo y marcas.

 

Hay equipos económicos capaces de cumplir con las expectativas de cada usuario, aunque hay dispositivos de alta gama cuyas funciones adicionales darán mejores resultados. Eso sí, serán un poco más costosos, pero de seguro la inversión merece la pena.

 

¿Por qué comprar los radiadores de aceite?

La respuesta es más que sencilla: Logras espacios climatizados y lo suficientemente calientes como para evitar el frío. Los radiadores de aceites son aparatos de gran popularidad capaces de ofrecer espacios cómodos y tranquilos para el disfrute de toda la familia.

 

Por su puesto que existen otros tipos de calefactores en el mercado, pero los radiadores de aceite garantizan resultados profesionales en poco tiempo, de forma segura y a un menor costo.

 

En Klima Electric encontrarás los mejores modelos de las mejores marcas y a precios de mercado, por lo que si estás interesado en llevar a casa un dispositivo de esta gama solo tienes que echar un vistazo a nuestra lista y elegir el más óptimo.